Menu
17/07/2019
A+ A A-

Puntos de vista sobre la economía Latinoamericana.

Según documentos publicados por ECONOMIPEDIA, una de las actuales debilidades de América Latina, es la de tener escasez de materias primas, razón para pronosticar un bajo PIB para 2109.  Otra premisa económica convertida en recomendación, es la de que América Latina debería invertir más en Investigación y Desarrollo, (I+D). Adicional a esto, nos informa que el monto de las deudas de América Latina son un elevadísimo porcentaje del total del PIB promedio del 1,7% de la región, el cual es inferior al PIB promedio mundial de 3,2%. La situación será aún más difícil para los países que muestran un mayor nivel de dependencia de las materias primas, dado que solo crecerán un 1,4% en 2019.

Si adicional a lo anterior, sumamos el impacto de la naturaleza en nuestra región, por los frecuentes tornados, ciclones, huracanes e inundaciones, que sumados a los efectos delincuenciales del cultivo de enormes áreas agrícolas para producir cocaína y marihuana; (tierras éstas que pudieran producir alimentos y materias primas, para otras industrias lícitas); entonces, el panorama se convierte en más sombrío y preocupante, de lo que anuncia el prestigioso medio económico profesional de ECONOMIPEDIA. Ni hablar de la gestión administrativa de gobernantes populistas,  ineptos y corruptos.

También habría que señalar y reconocer que la guerra económica que China y Rusia le han declarado a la economía de los EE.UU., ha influido negativamente en la crisis económica de Latinoamérica y hasta en la economía de China y Rusia. Por el contrario la economía norteamericana al parecer, no ha sufrido impactos negativos tan altos. Al contrario e increíblemente, EE.UU. está mostrando un porcentaje record en desempleo en la nación para los últimos 50 años, sumamente bajo del 3,6%.   

Estas son noticias periodísticas y profesionales desinteresadas que los políticos, profesionales de la economía, e inversionistas de la región, deberían tomar muy seriamente en cuenta y analizar profundamente, para que tales advertencias no los agarren desprevenidos. En realidad, estas son noticias que la mayoría de los ciudadanos informados de Latinoamérica conocemos muy bien y no nos sorprenden. Lo que sorprende, es la superficialidad e indiferencia, con que la mayoría de nuestros gobernantes las reciben y no les dan la importancia debida que tienen; y si se las dan, no actúan en consecuencia.

No nos sorprende que Argentina, Brasil y Venezuela, sean las economías de la región más afectadas y complicadas. Los casos de Brasil y Argentina no son tan dramáticos como el de Venezuela, puesto que afortunadamente, se desprendieron a tiempo de esa plaga del marxismo leninismo, disfrazados de “Socialismo del Siglo XXI”, años tras, lo cual les ha permitido empezar a recuperar sus respectivas economías, lo que no ha sido tan fácil hasta ahora, pero al menos están encaminados a lograrlo y van por la vía correcta.

El caso de Venezuela es un fenómeno mundial que trasciende lo imposible de explicar; de como destruir a una de una las mejores economías de la región y convertirla en la peor del mundo, es algo nada fácil de explicar, ni entender ni enmendar. Si Venezuela está endeudada increíblemente hoy día, mañana, estará mucho más endeudada, puesto que se habla de gastar y reinvertir muchos millones de dólares necesarios para poder recuperarla y devolverla de nuevo a la realidad. Amanecerá y veremos.